martes, diciembre 27, 2005

Cuando las cosas cambian


Así lo siento: las cosas están cambiando, y estoy dejando que ellas hagan en mí, o mejor dicho que Ella haga en mí. Bárbara se quedó hasta el lunes a la mañana. Fuego y pan fueron esas horas. Pero ayer también estuvo por acá. Y me dejé hacer, me tomar, me dejé alimentar, me dejé comer, me dejé amar.
Siento que no estoy a la defensiva, siento que puedo moverme libre. Creo que estoy aprendiendo otros movimiento del amor, otros gestos. Se suman al caleidoscopio de mi vida, a esta fragmentaria que soy cuando escribo, cuando me miran, cuando me miman.
Dejo caer la máscara. Mi nombre con E se extiende, se expande, electriza este cuerpo, mi tu cuerpo.
La lava quema este corazón viejo, este corazón joven. El aire arde, hay un paisaje de fuego y lo hago mío. Ritual: me faltas y te tomo en presente.

4 comentarios:

bomber-ita dijo...

¿No necesitás una bombera???
Saludos, Bomber-ita

Laura A. dijo...

me parece genial.
dejate hacer, dejate amar, dejate ser
abrazos

K66 dijo...

Dejate llevar por la felicidad, que cuando uno es feliz quiere que nada cambie, quiere disfrutarla, quiere hundirse en ella hasta tocar su fondo, nadar en ella, dejarse mojar por ella...caete de cara en esa felicidad, E., y húndete en otro mundo que te haga olvidar o al menos te distraiga de éste.

Anónimo dijo...

De todos los blogs de lesbianas que he leido este es el "primero" que me parece SERIO Y PROFUNDO...

vb.